Economía y capitalEnergía y ecología

El Foro Económico Mundial resalta la inacción climática como el riesgo sistémico mayor

Mientras el Foro de Davos inicia esta semana en Suiza, el Foro Económico Mundial publicó su Global Risks Report anual. Por la primera vez, el cambio climático esta destacado como la amenaza sistémica más probable. De hecho, las temperaturas globales hoy en día están 1°C por encima de los niveles preindustriales. Siguiendo la trayectoria actual, esa cifra aumentará hasta al menos 3°C al final del siglo. Dado que cada grado adicional de calentamiento será proporcionalmente más destructivo, el daño se acelerará y será exponencial. Las consecuencias ambientales de tal aumento ya están conocidas pero ¿cuáles son las consecuencias socio-económicas de la inacción climática?

El Foro Económico Mundial publicó su Global Risks Report. Por la primera vez, el cambio climático esta destacado como la amenaza sistémica más probable.
Imagen extraída del informe del Foro Económico Mundial

#1 Redefinir nuestros sistemas de salud

El cambio climático tiene un impacto desastroso sobre la biodiversidad. De hecho, cabe recordar que el ser humano también es parte de esta biodiversidad, y que a nosotros también nos afecta el cambio. Desde las numerosas enfermedades causadas por la contaminación, hasta los daños provocados por los desastres naturales, el cambio climático tiene numerosos efectos en la salud. Eso supone una carga adicional para los sistemas de salud ya sobrecargados, en particular para los más pobres y vulnerables, incluso en muchos países de ingresos bajos y medios.

#2 Alimentar a 10 billones de humanos

El calentamiento global también pone a riesgo nuestra capacidad de alimentarnos. Es probable que el rendimiento de las cosechas disminuya en muchas regiones, lo que mermará la capacidad de duplicar la producción de alimentos para 2050 con el fin de satisfacer la creciente demanda. La escasez de agua también aumentará, pues ya afecta a una cuarta parte de la población mundial. Algunas partes del planeta podrían dejar de ser habitables, provocando nuevas migraciones.

#3 Manejar nuevos flujos de refugiados

Entre 2008 y 2016, más de 20 millones de personas al año ya tuvieron que abandonar sus hogares debido a condiciones climáticas extremas como inundaciones, tormentas, incendios forestales y temperaturas más elevadas. El aumento del nivel del mar creará nuevamente más refugiados a medida que la gente huye de las zonas bajas. De hecho, los organismos de defensa e inteligencia están advirtiendo ahora regularmente que el cambio climático podría desencadenar conflictos lo suficientemente graves como para desarraigar a poblaciones enteras.

También te puede interesar : Alarmante informe de la ONU sobre el calentamiento global

#4 Competir para recursos escasos

Los países se enfrentarán a más puntos potenciales de tensión a medida que el cambio climático remodele el acceso a los recursos históricos de propiedad común, como las aguas de pesca. Según la ONU, el agua ya fue un factor importante de conflicto en 45 países en 2017, y es probable que se intensifiquen las disputas de este tipo si los recursos se vuelven aún más escasos.

#5 Reinventar los negocios

200 de las empresas más grandes del mundo estimaron que el cambio climático les costaría un total combinado de casi un billón de dólares en caso de no actuar. Al mismo tiempo, estas mismas empresas reconocen ampliamente que existen importantes oportunidades económicas, siempre que se pongan en práctica las estrategias adecuadas.

Del punto de vista financiero, los bancos centrales también ven el cambio climático como un riesgo sistémico para el mercado de capitales mundial. Por ejemplo, el aumento de frecuencia de desastres naturales podría hacer que los seguros sean inasequible para una mayoría de individuos y empresas: a nivel mundial, la «brecha de protección contra catástrofes» – lo que debería ser asegurado pero no lo es – ya alcanzaba los 280.000 millones de dólares en 2018.

¿Qué esperamos para crear nuevas estrategias?

Entender que las consecuencias del cambio climático también afectan duramente nuestra calidad de vida ya es un paso importante. No trata únicamente de «salvar a los osos polares», sino de nosotros mismos. El problema es que los países experimentan pérdidas de forma desigual, ya que los costos económicos más elevados de la acción climática se sienten en las grandes economías, mientras que el riesgo de exposición, muerte y costos no económicos es mayor en las economías más pequeñas y pobres. De hecho, el fracaso de la última COP25 demostró que los líderes políticos no están listos para colaborar para tomar medidas concretas. ¿El sector privado será líder de esta transición tan necesaria? Eso podría ser la intuición del Foro Económico Mundial.

Si eres emprendedor y tienes un proyecto para cambiar el mundo, no dudes en aplicar al programa de aceleración COLABORATIVOx o en escribirnos 🙂

Etiquetas
Ver más

Juliette Dixmier

Community leader

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close